Sinceramente pensábamos que lo habíamos visto todo en las japonesas, pero no, cada día nos sorprenden más. A España llegan modas que rara vez duran más de dos años y es frecuente encontrarnos a estereotipos de gente tales como heavies, emos, hipsters, modernos, pijos… pero lo que se ve en Tokio no se ve en el resto del mundo.

En España lo llamaríamos ‘la moda de ponerte todo lo hortera que pilles por casa’, pero las modas japonesas se han convertido en un verdadero icono. El fotógrafo Thomas C. Card ha querido retratar los distintos tipos de subculturas y plasmarlas en su libro ‘Adorned’, coincidiendo la edición con el tercer aniversario del tsunami que devastó la costa de Japón. Entre estas modas encontramos el ‘wamono’, mezcla de ropa occidental y tradicional japonesa como si fueran gheisas; chicas ‘ganguro’, un intento de Beyonce con rayos uva de más y pelo rubio o rosa; también ‘los visuals’ con abundante maquillaje y un toque emo futurista; las más conocidas, las ‘lolitas‘, chicas vestidas aparentando ser niñas.

Aquí tenéis el resultado de algunas de sus fotografías:

Comentarios

Comentarios