Domingos al sol, o mejor aún, domingos al Piknic, con sol incluido. La semana pasada se dio el pistoletazo de salida de la temporada de Piknics Electroniks. Nos hubiese encantado estar allí para contarte todo lo ocurrido en la primera cita –pero Primivra? … Soun… not possible, vamos… De todas formas nunca es tarde para un paseíto de esos guapos/cortos (…) hasta Montjuïc.

Tuve la fantástica idea de pillar el ferrocarril, pero a un capullo que ya iba mamado a las 6 de la tarde se le quedó la pierna atascada en la vía, o algo así y pararon el servicio, obvio. El caso es que tuve que irme hasta Pl. España y allí coger un bus.

Estábamos todos jodidos, esperando el bus que llegó media hora tarde –en la pantalla de la parada cada minuto era igual a 5 minutos. En fin dos horas de viaje-esperas, no es coña y… a full. Curioso es que cada vez que voy a un evento de tal calibre encuentro a gente más diversa como raveros, guiris (chicos, que no se os pase por la cabeza entrarle a una tía hablando en español, no os va a dar mucha bola), modernos, como no, etc.

Al ritmo de una súper divertida “Pump up the Jump” de la mano de DJ Falcon, esto es lo que más me llamó la atención:

 

Comentarios

Comentarios