Desde hace tiempo una de las tendencias más seguidas por editoras, modelos y prescriptoras del universo digital es la combinación de muchos anillos diferentes. En clave bohemia, minimalista, glam o un tanto grunge… Esta temporada los anillos hacen caso omiso al dress code e incluso llegan dispuestos a sublimar los looks más serios y rigurosos.

Las falanges de nuestros dedos se llenan así de anillos con reminiscencias vintage, diseños unidos, modelos articulados, o asimétricos, adornados con diversos detalles y motivos y un largo etcétera. Porque si una pieza de joyería resulta clave para lograr que un estilismo resalte, muchas piezas juntas a diferentes alturas y con diseños totalmente distintos garantizan un look de impacto.

2

La firma JOYS, con base en Madrid, nace para dar respuesta a la creciente necesidad por tener joyas sobrias, posibles e intercambiables, hechas con materiales de calidad y a un precio asequible. O, en otras palabras: reformula los pilares de la bisutería tradicional y propone nuevos y excitantes caminos para dar cuerpo a estos accesorios low cost.

¿Lo mejor? La versatilidad de sus piezas, jugar con diseños diferentes y convertir esta amalgama de joyas en algo realmente original. Siluetas XL, asimetrías o atrevidos sets son algunas de las líneas que destacan en el repertorio de la marca. Su última colección cuenta con todos los modelos de anillo que están en absoluta tendencia; estilo baguette, con perlas o con cristales, aunque también tienen cabida formas tan inesperadas como figurativas; siluetas de corazón o que imitan insectos; abejorros, escarabajos. El hilo conductor son los tonos dorado y plateado.

3

En definitiva, la bisutería es toda una declaración de principios, una apuesta por la fantasía y la posibilidad de cambiar de estilo con cada accesorio. Marcas como JOYS nos permiten tener nuestra pequeña colección de piezas así como adquirir nuevos diseños con cierta frecuencia. No todo el mundo puede comprar joyería en grandes cantidades. Además, la bisutería posibilita, mucho más, la fantasía, ya que con la joyería lo normal es decantarse por diseños clásicos y atemporales.

Comentarios

Comentarios